13 Consejos Pro, para una Barbacoa Perfecta

1.- Cocción directa u indirecta

Como regla general, si la comida lleva menos de 20 minutas para cocinarse aconsejamos usar el calor directo. Si requiere de más tiempo, es mejor usar el calor indirecto.

Como ejemplo práctico, una pechuga de pollo es mejor que se prepara con el calor directo, mientras un pollo entero requiere de calor indirecto.

En la imagen un brisket asar sin quemar

asar fuego indirecto y directo

2.- Brocha limpia-rejillas casera

Si no tienes una brocha para limpiar la rejilla de la parrilla y ésta está incrustada con restos de carne, verduras y grasa de una parrillada anterior te ofrecemos este truco. Hacer una bola del tamaño de una buena naranja ‘valenciana… de un trozo de papel de aluminio. Con la ayuda de unas pinzas tendrás tu brocha. Es de mono uso, por lo que consejamos que inviertes en una buena brocha, pero este truco te va a sacar de un apuro.

3.- Hamburguesas perfectas

Las hamburguesas, sobre todo las caseras (y son éstas las que amamos en barbacoaperfecta.com), tienden a hincharse en el centro cuando se cocinan, y está nos hará un hamburguesa rica, pero difícil de comer o complicado al poner la guarnición.

Para impedir este fenómeno, tan solo has de hacer una pequeña indentación en el centro de la hamburguesa cruda con tu dedo pulgar. Aparte de impedir el hinchazón, hará que no se encoja. Ahora, al cocinarse, el hinchazón estará al mismo nivel que el resto de la hamburguesa.

Otro truco es poner un trocito de hielo en la indentación mientras cocinamos nuestra hamburguesa.

receta hamburguesas a la barbacoa

4.- Preparar Pinchos

Si lo tuyo son los pinchos morunos o los kebabs, la próxima vez que las preparas pon todos los pinchos que tengas en remojo. Coge los que necesitas y el resto, meterlos en una bolsa de plástico y al congelador. Así te ahorras el tiempo del remojo para tu próxima parrillada.

5.- Seguimos con los pinchos

Al colocar los trozos de comida (no importa que sea carne, pescado o verdura) en los palitos de nuestro pincho o kebab, haz que se toquen sin que aprieten. De esta manera salen más jugosos.

6.- Asar verduras 1

Prepara verduras en la parrilla es una buena práctica. No solo saben mejor hechas al carbón, sino son más sanas. Pero a la hora de prepararlas, muchas veces nos encontramos con que se crean dentro del fuego y se pierden.

Para evitarlo, podrás o bien hacer pinchos de ellas, o invertir en una cesta o olla para vegetales. Si no tienes, una bandeja de aluminio sirve también. Tan solo necesitas hacer agujeros del tamaño de una moneda de 1 céntimo cada 2 o 3 centímetros. Esta bandeja o olla sirve también para preparar pescado o gambas.

Antes de usarla, hay que aplicar una capita de aceite de oliva para que la comida no se pegue.

7.- Asar verduras 2

Antes de asar las verduras, recomendamos aplicar una capita de aceite de oliva en ellas para que no se peguen y no se sequen. Las verduras, sobre todo la cebolla, el pimiento o los espárragos, saben mejor preparados con el método de calor directo.

8.- Azúcar moreno

En barbacoaperfecta.com somos muy ‘fan’ del azúcar moreno en nuestras mezclas de especias. Un buen consejo es mojar el azúcar un poco (unas pocas gotas valen) para que el azúcar se mezcle bien con los demás ingredientes. Si el azúcar está muy seco tiene la textura de pequeñas piedrecitas y arruinan nuestra mezcla

9.- Aplicar las mezclas o ‘dry rubs’ con delicadeza

Cuando aplicamos nuestras mezclas en las carnes, no es necesario dar un masaje a la pieza, porque podría dañar las fibras de la carne. Dar golpecitos con los dedos es suficiente.

muslos de pollo 3 sabores

10.- Las costillas, ‘low and slow’ (fuego bajo y durante mucho tiempo)

Para un costillar suculento y tierno, necesitamos asarlos con fuego lento con temperatura constante (105 a 115ºC) y durante mucho tiempo y con el método de fuego indirecto. Mientras se hacen, evita levantar la tapa para ver cómo van, ya que las variaciones de temperatura hacen que las fibras se encojan y la carne se seque. El secreto está en mantener la temperatura baja y constante, durante mucho tiempo…unas 5 o 6 horas!!!

11.- ¿Cuando hay que aplicar la salsa?

La mayoría de las salsa bbq contienen azúcares. Incrementan el sabor de la carne, pero si se aplica demasiado pronto corremos el riesgo que se quemen. Si estamos preparando una comida ‘low and slow’ la salsa se aplica en los últimos 30 a 45 minutos de la cocción, antes no. La salsa se aplica mejor con una brocha de silicona.

12.- La base de una buena marinada

El secreto está en la marinada suelen decir los grandes ‘pit masters’ o meastros de la parrilla. No obstante, una buena marinada siempre empieza con los mismos ingredientes básicos: algo de ácido (vinagre, zumo de limón, balsámico…), un poco de aceite (oliva, vegetal, cacahuetes….). A partir de allí entra tu imaginación. El ratio entre ácido y aceite suele ser de 1 a 3 (como una vinagreta). El ácido hace que la carne sea más tierna mientras el aceite hace que sea más jugosa y, por ende, sabrosa.

13.- ¿Cuánto tiempo para la marinada?

En la mayoría de los casos, 30 a 120 minutos suelen ser suficientes. Si pasamos este periodo es posible que la carne nos salga demasiada tierna y que la textura de la carne cambie, sobre todo si nuestra marinada contiene ingredientes ricos en enzimas (por ejemplo la piña). Si la marinada es rica en ingredientes cítricos, la carne puede salir menos tierna, a que las fibras se encogen.

Un regla sencilla es: cuanto más pequeño el corte, menor tiempo de marinada.

Para preguntas o comentario, siempre podéis dejar un comentarios abajo o escribirnos a chef@barbacoaperfecta.com